miércoles, octubre 21, 2009

Shibboleth


Starowieyski



COMPROBACIÓN


Introducir los dedos en el melón maduro,

hundir las falanges en los plátanos negros,

trocear la carne del mango podrido sobre la

tela de araña


Asegurarse, en definitiva,

de que la semilla cobra sentido.



*



Ya que el poeta se produce al ser devorado por los versos (vers - también gusanos),

que entre ellos hallan su orden sin preocuparse de lo que el

poeta sabe o no.

Jacques Lacan


7 comentarios:

luna dijo...

muy frutal y muy bueno


don semillo,

Julio Castelló dijo...

Sembrar en lo muerto y disfrutar con ello para tener un palpitante cachorro.

Sr Curri dijo...

El poeta ha vuelto!
Así me gusta, con alegría

tournesols dijo...

aaaaaaaaaaaaaa
aaaaaaaaaaaaaaaaaaa
aaaaaaaaa
aaaaaaaaaaaaa
aaa
a

ana dijo...

precioso

Esther Rodríguez Cabrales dijo...

y que huele apestosamente bien

emigrante dijo...

eyacula.

sem
illa.